Helicobacter Pylori, tratamiento

H. Pylori o Helicobacter Pylori, es una bacteria que se aloja en el estómago o perjudicando la barrera protectora y estimulando la inflamación

La bacteria Helicobacter pylori (H. pylori) infecta el estómago. Esto ocurre comúnmente en la infancia. La infección por H. pylori es una causa frecuente de las úlceras pépticas y puede estar presente en más de la mitad de la población mundial.

Esta imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es h-pylori.jpg

La bacteria H. pylori crecen en la capa mucosa protectora del revestimiento gástrico, donde están menos expuestas a los jugos gástricos, muy ácidos. Además, H. pylori produce amoníaco, que ayuda a protegerla del ácido gástrico permitiéndole romper la capa de moco y penetrar en su interior.

Signos y síntomas de la infección por H. pylori:

Dolor o ardor en el abdomen

Dolor abdominal más agudo con el estómago vacío

Hernia de hiato, hernias diafragmáticas

Dispepsia

Náuseas, pérdida de apetito

Eructos frecuentes

Hinchazón, gases

Adelgazamiento involuntario

Dificultad para tragar

Heces con sangre o de color negro alquitranosas

Vómitos con sangre o de color negro, o vómitos con la apariencia de granos de café

Algunas complicaciones relacionadas con la infección por H. pylori son:

  • Úlceras. El H. pylori puede dañar la mucosa protectora del estómago y del intestino delgado. A causa de esto, el ácido estomacal puede producir una llaga abierta (úlcera). Cerca del 10 por ciento de las personas con H. pylori tienen una úlcera.
  • Inflamación de la mucosa del estómago. La infección por H. pylori puede irritar el estómago, lo que provoca una inflamación (gastritis).
  • Cáncer de estómago. La infección por H. pylori es un factor de riesgo importante para ciertos tipos de cáncer de estómago.

Los tratamientos médicos alopáticos comprenden una combinación de antibióticos de hasta tres diferentes y tomados durante dos o tres semanas.

El Par biomagnético o Biomagnetismo Médico trata eficazmente la infección por H. Pylori. El sistema terapéutico desarrollado por el Dr. Goiz trata energéticamente los puntos anatómicos donde la bacteria se polariza. Con imanes de mediana o baja intensidad se consigue despolarizar éstos puntos y la bacteria pierde la alteración del pH de los puntos donde resonaba energéticamente sin efectos secundarios ni dañinos.

Y con éste método natural se elimina del cuerpo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *